HISTORIA HELADOS LA PERLA

NACIDA EN GRANADA DESDE 1932

Helados La Perla cuenta con más de 80 años de historia en la ciudad de Granada. La céntrica Plaza Nueva acogió el 22 de mayo de 1932 la puesta en marcha de la heladería en la que Carmelo Molina, fundador de Helados La Perla, comenzó a fabricar y vender helados.
Este heladero, originario de Valencia y que se desplazaba a Granada cada verano para vender helados con su carrito, estableció una primera receta de helado con una base de miel, hielo y frutas.

ARTESANOS Y NATURALES

La segunda generación de Helados La Perla continuó y desarrolló el legado familiar y, años más tarde, en el Corpus de 1984, abrió un nuevo establecimiento en el centro de Granada, concretamente en la calle Reyes Católicos y a escasos metros de Puerta Real.
En 1995, se decidió trasladar la fábrica a las instalaciones donde actualmente siguen realizando este alimento completamente natural. Hoy en día, la tercera generación de Helados La Perla ha introducido una serie de mejoras en los parámetros de calidad y estandarización de los procesos de elaboración. Todo ello con la finalidad de ofrecer al consumidor un helado de máxima calidad.

MÁS DE 80 AÑOS DE HISTORIA

Casi 100 años respaldan la trayectoria profesional de Helados La Perla. Durante todo este tiempo, la cremosidad de nuestros productos han convertido cada experiencia en un lujo para nuestro paladar.

Al frente de la segunda generación de helados la perla, con José Molina Najera y Concepción Luzón Nadal, junto con sus hijos, desarrollaron el legado familiar  abriendo un nuevo establecimiento en el centro de granada, apostando por la calidad como diferencia principal de sus productos.
Hoy en día la tercera generación de Helados la perla, gerenciada por José Alberto Molina Luzón, se  ha introducido  una serie de mejoras en los parámetros de alta calidad y posicionamiento de sus productos dentro de un mercado gourmet en el sector horeca.
Actualmente helados la perla distribuye a nivel nacional sus productos, en heladerias, cafeterias, restaurantes, hoteles y catering.

Uno de los principales valores que nos diferencia de otras marcas es nuestra flexibilidad para adaptar nuestros productos de máxima calidad a la demanda. Fruto de esta atención personalizada, creamos sabores exclusivos bajo petición expresa. El cuidado de la salud ha sido uno de los estandartes de calidad en Helados La Perla. Hablamos de un alimento 100% saludable, que se derrite a 36 grados en el paladar, muy recomendable para todo tipo de dietas. Aporta a nuestro organismo proteínas, vitaminas A y D procedentes de la nata, leche y huevos, así como vitamina C de las frutas naturales con las que confeccionamos nuestros helados.
Un elemento dinamizador de la empresa ha sido la creación de un yogur helado con fermentos lácteos activos, con múltiples beneficios para nuestro organismo. Además, nuestros helados son ricos en calcio y cuentan con sales minerales, fósforo, potasio y magnesio, procedentes de la leche, los frutos secos y el cacao. Su suave textura facilita su digestión y es un complemento ideal para coronar por todo lo alto una comida o cena.